jueves, 10 de octubre de 2013

El MARF



El nuevo Mercado Alternativo de Renta Fija (MARF) nace para facilitar la financiación de las PYMEs.

Las empresas que quieran emitir en el MARF deberán ser solventes y con una cuenta de resultados saneada. Han de cumplir unos requisitos entre ellos que las ventas sean superiores a 50 millones de euros, tener crecimiento en el último año...

100 empresas españolas cumplen hoy con el perfil idóneo para emitir en este nuevo mercado de manera inmediata, ampliable a 800 empresas.

Habrá dos tipos de emisiones: pagarés y bonos, según si las necesidades de financiación sean de corto plazo o se opte por emitir instrumentos a largo plazo. El importe de las emisiones oscilará entre 20 y 25 millones de euros, aunque puedan producirse a partir de 10 millones o superiores a 50 millones de euros. Se estima que los tipos estarán situados en una rentabilidad media del 7% ó el 8%.

El público objetivo por excelencia serán inversores institucionales tanto nacionales como internacionales. El Ministerio tiene previsto abrir este mercado a Fondos de Inversión y Fondos de Pensiones de forma que cualquier gran inversor pueda comprar parte de estas emisiones.

Además de este nuevo mercado en el que las empresas pueden emitir bonos y pagarés de renta fija, las pequeñas y medianas empresas también pueden financiarse a través del Mercado Alternativo Bursátil (MAB). La única manera de hacerlo en el MAB es mediante la salida a bolsa. El MAB comenzó a funcionar en 2008 y cuenta a día de hoy con 21 compañías cotizando.